9 oct. 2013

"Aseguramos que el céntimo que dona un niño en una hucha por la calle, llega para comprar ladrillo en Madagascar"


El máximo responsable internacional de la Obra Pontificia de Propagación de la Fe -la institución que organiza el Domund- ha explicado esta mañana en rueda de prensa una panorámica de las ayudas enviadas a las misiones, fruto de la generosidad de los fieles. Timoteo Lehane ha subrayado que el Papa Francisco es un ejemplo de tantos misioneros que, desde el silencio, están acompañando a todos los pueblos. Lehane pidió la colaboración de oración y económica en la Jornada del Domund, haciendo hincapié en las personas concretas que recibirán esta ayuda para la Evangelización.

"El año pasado nadie conocía a Bergoglio, y hoy nos emociona a todos", ha explicado Timoteo Lehane, en la rueda de prensa de presentación del Domund, que se ha celebrado esta mañana en la Asociación de la Prensa de Madrid. "El Papa es un ejemplo de tantísimos misioneros que no conoce nadie, pero que están besando los pies del mundo" explico Lehane, haciendo referencia al cartel del Domund de este año, que recoge la imagen del Papa Francisco besando el pie de un joven en Jueves Santo. 
El secretario general del Domund a nivel internacional reconoció que las aportaciones mundiales de los fieles han descendido en los últimos años en 36 millones de dólares, y explico que las peticiones de ayuda siguen aumentando. Desde la Secretaría tienen que decir que no a muchos proyectos. "Muchas veces no podemos ayudar como quisiéramos", explicó Lehane, cuya secretaria recibe las peticiones de ayuda y gestiona el dinero recogido en el Domund en todo el mundo. Aseguró que el dinero llega: "Nosotros garantizamos que el céntimo que dona un niño en una hucha llega para comprar ladrillo en Madagascar". Asimismo, subrayó la importancia de la oración por los misioneros como forma de cooperación. 
Lehane conoce de cerca la misión y las necesidades que tienen los misioneros, ya que antes de ser secretario general estuvo 25 años en Ecuador. "Recuerdo que viví la muerte de cinco niños en un día por un ataque de gastroenteritis. No tenía ni cinco euros para darles leche, sólo podía llorar con ellos". Recordó que en todas las partes del mundo hay misioneros que comienzan su jornada rezando, y que están antes, mientras y después de las catástrofes, como el terremoto de Haití. Explicó que aunque la media de edad de los misioneros españoles es de 71 años, tienen mucho que decir a los jóvenes, que están esperando ansiosamente ejemplos como los del Papa Francisco. 
Timotheo Lehane ha explicado que las aportaciones de Europa y América del Norte han disminuido, sin embargo los países de  África, Asia, Oceanía y América del Sur van siendo cada vez más generosos, dentro de sus posibilidades. Con el dinero recaudado, se financian proyectos de evangelización y de apoyo a los misioneros que están en todas las circunstancias con el pueblo. Todos estos proyectos están documentados, y se pide un informe con fotografías de la evolución histórica de estos, tal como mostró Lehane detalladamente. 
El secretario general de Propagación de la Fe agradeció al pueblo español su generosidad, que se plasma en una aportación de 145 millones de dólares desde 2008, y en su amplio envío de misioneros, mas de 13.000. "España puede estar orgullosa de sus misioneros", afirmó, e hizo referencia a los grandes santos y misioneros de la historia de nuestro país. Lehane subrayó que todos podemos ser Domund, haciendo referencia a la campaña lanzada por obras Misionales Pontificias España #YoSoyDomund. "Allí donde haya una persona que quiera cambiar el mundo, hay un misionero", explicó.

Para descargar fotos:

Timoteo Lehane y Anastasio Gil García, rueda de prensa Domund 2013:http://www.omp.es/OMP/prensa/Domund2013/fotos/ruedaprensa2013.jpg

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...